Oratorio de Adviento

 

El Coro Diocesano presenta algo completamente novedoso en su historia para este Adviento.

En torno al Domingo denominado “Gaudete”, hemos realizado estos años la tradicional Oración de Adviento, también llamado por muchos el “Oratorio de Navidad”. Estamos preparando con mucha ilusión una Oración de Adviento con nuevas oraciones, nuevos repertorios, y piezas maravillosas. Pero este año, queríamos dar cabida a una realidad que llevábamos tiempo pensando, y vamos a dar un año de barbecho al Oratorio, mostrando algo que nos identifica profundamente con lo que somos.

Vamos a cantar las Vísperas Solemnes del Domingo III de Adviento. En el camino que el Coro Diocesano ha realizado en estos años, hemos podido ver que si algo le identifica, es su raíz y estrecha vinculación con la Sagrada Liturgia. Si el tradicional Oratorio nos ayuda a rezar, esta vez lo haremos con la propia oración de la Iglesia, que en la Liturgia de las Horas nos regala la santificación del tiempo.

¿Por qué unas vísperas? A la espera de la venida del Señor en su encarnación, queremos profundizar en el aspecto teológico, espiritual y litúrgico en el que nos sumerge la oración de las horas, en el domingo por la tarde, en la espera definitiva del domingo sin ocaso en el que la humanidad entrará en su descanso. Primera venida, y la segunda y definitiva.

En la gozosa esperanza de este domingo de la alegría, hemos preparado para la ocasión una música de factura propia, con armonías basadas en las más maravillosas melodías gregorianas, que respetan de manera ejemplar el texto sagrado. Se han compuesto antífonas y semitonados polifónicos con armonía modal, que responden al carácter propio de cada salmo, haciendo que la música utilizada sea un eficaz y veraz hermeneuta de la Palabra. Ensayando, nos hemos descubierto en una atmósfera única, redescubriendo la riqueza de la salmodia, y sorprendidos de cómo esos mismos salmos nos exigían cantarlos como es debido.

De este modo, el coro aprende a salmodiar y gustar de algo que en sí mismo esta hecho para ser cantado. Y por esto, también el coro se convierte en escuela para ayudar, fomentar e incentivar el cuidado del canto en la liturgia.

El Coro Diocesano invita a participar de este precioso momento, el 15 de diciembre, a las 20h, en la  Santa Iglesia Catedral Santa María Magdalena, en Getafe. La entrada es libre, aunque al finalizar el acto se ofrece la posibilidad, a quien así lo desee, de colaborar con el sostenimiento de esta obra. Los sacerdotes que quieran podrán revestirse en la sacristía para la celebración.

Vísperas Coro Diocesano